VUELTA-A-FASE-2_DNI-320x50.gif

#Capital Dos adolescente denunciaron que la violaron en un telo e intentaron comprarlas

Las menores de 15 y 16 años, radicaron las denuncias junto a una mayor. Ocurrió en un motel de lujo de la Ruta Provincial Nº 26. En la segunda cita le ofrecieron $200.000 por tener contactos íntimos con un Ingeniero.



Una madre junto a su hija y su sobrina, ambas adolescentes, denunciaron en la madrugada de ayer miércoles que un sujeto mayor de edad y plenamente identificado por las menores había abusado de ambas en un motel alojamiento ubicado sobre Ruta Provincial Nº 26, y que no conforme con ello las citó nuevamente para que aceptaran compartir un tiempo de sus vidas con un ingeniero, quien supuestamente les iba a entregar $200.000 pesos para que lo acompañaran en sus delirios.


En ese tenor, en la Comisaría Nº 5 se radicó la queja penal y en la misma la mujer denunciante, cuya identidad no puede suministrarse por razones legales y para salvaguardar la identidad de las adolescentes, supuestas víctimas de una operación de trata.


En la denuncia la mamá pone en conocimiento de la Justicia que el abuso de las dos menores se produjo el día 10 de enero, en horas de la noche, entre las 20 y las 22.


Según lo publicado por el diario El Tribuno, esa noche un hombre mayor contactó a una de las dos adolescentes, no aclara la denuncia las circunstancias de cómo y cuándo, y que al presentarse las dos chicas el hombre las condujo "engañadas" hasta un motel alojamiento ubicado sobre Ruta Provincial Nº 26.


Allí el sujeto, identificado con las siglas R.Q., las desvistió y las introdujo en un jacuzzi casi dos horas, bañándolas una por una y no se sabe si tomó imágenes de las mismas. Según lo relatado eso sucedió el día 10 de enero. Se sabe que en ese momento las adolescentes guardaron silencio.


La denuncia penal se rubricó ayer miércoles, cuando según la misma la mamá de una de ellas notó algo raro y al interrogarla esta le habría confesado que tuvieron un encuentro con un hombre mayor y que él mismo les había ofrecido la suma de 200.000 pesos por los contactos íntimos, no solo con él sino con un profesional.


No trascendió si el hecho se produjo en la madrugada del lunes o no, pero se sabe que la denuncia se rubricó en horas de la madrugada, por lo que se desprende que las chicas llegaron a deshora y eso provocó la ira de la madre, que investigó en dónde estuvieron y recibió como respuesta esta historia.


La denuncia fue formalizada en la Comisaría Nº 5 y no trascendió hasta el cierre de esta edición si la Justicia ordenó las medidas inmediatas ante tamaña revelación y por el monto de la supuesta recompensa, que habla a las claras de una posible transacción con las menores.


El caso se estaría investigando, para corroborar si lo aportado por las denunciantes tiene sustento.


De ser así, en las próximas horas el sujeto identificado por las dos adolescentes sería citado y detenido por orden judicial, y probablemente acusado por delito gravísimo para estos tiempos.


El abuso de menores en hoteles o moteles alojamiento de esta capital tiene antecedentes gravísimos, uno de los últimos fue el cometido por un chofer de Saeta.


En el 2017, un chofer

Una adolescente quinceañera, alumna de un establecimiento educativo del macrocentro, fue rescatada desde el interior de un motel alojamiento en el 2017, adonde había sido conducida por un chofer de Saeta perteneciente al corredor 4.


En ese entonces, fuentes policiales confirmaron que el hecho ocurrió un día viernes a las 16.15, cuando empleados del motel El Faro, sito sobre ruta 26, alertaron a la comisaría de Villa Lavalle que un sujeto mayor ingresó a una de sus habitaciones con una niña que portaba útiles escolares y parte del uniforme con el que concurre a un establecimiento educativo.


La fuente aseguró que el personal del motel acudió a la Policía cuando vio que la diferencia de edad y, sobre todo, física entre los integrantes de la pareja era llamativa.


Inmediatamente personal del 911 llegó ante la emergencia y se dirigió rápidamente hacia la habitación, donde el chofer se encontraba ya desnudo.


La policía golpeó o derribó, no quedó claro aún, la puerta ante la tardanza del sujeto en obedecer la orden de desalojar la habitación y salir.


Minutos después llegaron los policías de la subcomisaría de Villa Lavalle, quienes recibiendo expresas directivas del fiscal actuante detuvieron al colectivero del corredor 4 y demoraron a la quinceañera.


También como en otros casos, la madre de la menor radicó la denuncia penal en contra del sujeto, que fue detenido.


Fuente: El Tribuno

VUELTA-A-FASE-2_RECOMENDACIONES---320x50
HolaSalta