UN AÑO DE GESTION - Gobierno de Salta - Publicidad - Gustavo Sáenz
Estetica MG Belleza Moda Consejos Electrodos Uñas Faciales Mujer Salta Dermapen Detoxs Estrias Reductor Depilación
STONE Barberia Hombres y Niños

La Iglesia salteña convocó a rezar por Facebook "para vencer" la amenaza del coronavirus

El arzobispo de Salta, monseñor Antonio Cargnello, convocó a rezar al Señor y la Virgen del Milagro para establecer "una verdadera corona de amor que venza esta amenaza que nos tiene preocupados a todos", en el marco de una serie de medidas adoptadas por la Iglesia salteña para evitar la propagación del coronavirus.

La convocatoria es a rezar la novena entre el viernes y el domingo próximo a las 18, por la página de Facebook de la Catedral Basílica de Salta. "Nos conectaremos para rezar el Santo Rosario y la Novena en honor al Señor y la Virgen del Milagro", expresó Cargnello. El arzobispo salteño emitió un mensaje grabado, luego de mantener un encuentro con el Consejo Presbiteral de la Arquidiócesis, en el que se determinaron una serie de medidas para ayudar a evitar la propagación del coronavirus. En este marco, Cargnello convocó a hacer la novena "cada uno en su casa, frente a una imagen o la estampa del Señor y la Virgen del Milagro", y pidió unirse "con toda Salta para establecer una verdadera corona de amor que venza esta amenaza que nos tiene preocupados a todos". La celebración del Señor y la Virgen del Milagro tiene sus orígenes en 1582, cuando se fundó la ciudad de Salta. Diez años después, Fray Francisco de Victoria envió desde España la imagen del Cristo Crucificado que encabeza las celebraciones, con destino al templo mayor de Salta, pero el barco en que viajaba naufragó. El Cristo fue rescatado en el puerto del Callao, en Perú, y trasladado a Salta, y un siglo más tarde, en septiembre de 1692, un fuerte temblor azotó el territorio de lo que hoy es esta provincia norteña. Los movimientos telúricos cesaron cuando el sacerdote José Carrión sacó al Cristo en procesión, por lo que desde allí se celebra cada año la Fiesta del Milagro. "El coronavirus ha llegado a nuestra Salta. Las autoridades de la Nación, de la provincia y de la ciudad han fijado normas para que la ciudadanía prevenga la expansión de una enfermedad que se ha convertido en una pandemia", expresó el arzobispo. Luego, consideró que la situación "es nueva para todos y grave", y "reclama de nuestra colaboración", al tiempo que instó a evitar ser "un factor de contagio". "Es imprescindible quedarnos en nuestros hogares, cuidar a los más vulnerables y obedecer las normas que establecen nuestras autoridades legítimas", agregó, a la vez que sostuvo que la presencia "en la vía pública, si no es estrictamente necesaria, es un riesgo". Entre las medidas anunciadas por Cargnello, se destacan "dispensar a los fieles del precepto dominical durante los fines de semana del 21 y 22, y del 28 y 29 de marzo", lo que "significa que no están obligados a participar de la celebración de la misa". Asimismo, suspendió las celebraciones eucarísticas con participación del pueblo hasta el 31 de marzo, al igual que las celebraciones de bautismos, casamientos y misas exequiales. Exhortó a los sacerdotes a intensificar la calidad pastoral; suspendió las procesiones del Domingo de Ramos, las visitas a los monumentos el Jueves Santo y los Vía Crucis del Viernes Santo. Lo propio hizo con las procesiones de las fiestas patronales, las reuniones y todas las actividades que supongan la convocatoria de grupos de personas. Finalmente, anunció que los templos permanecerán abiertos en horarios prudentes, para quienes quieran "rezar en privado", siempre manteniendo la distancia entre las personas.

HolaSalta