Educación realiza acciones contra el bullying en las escuelas

En el Día Internacional contra el Bullying y el Acoso Escolar, el ministro de Educación, Matías Cánepa dialogó con estudiantes y docentes del Colegio Juan Carlos Saravia de Limache donde se llevan adelante talleres de promoción y fortalecimiento de la convivencia saludable en las aulas.



En el marco de conmemorarse hoy 2 de mayo el Día Internacional del Bullying y el Acoso Escolar, el ministro de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología, Matías Cánepa, visitó el colegio secundario 5071 “Juan Carlos Saravia” de Limache, donde los estudiantes llevan adelante junto a docentes, talleres de promoción y fortalecimiento de la convivencia saludable en las aulas.

Las actividades, centradas en las claves de una buena convivencia entre pares en el ámbito escolar y en los principales criterios para tratar los conflictos dentro de la escuela, se trabajan durante todo el año con diferentes acciones de prevención y acompañamiento para quienes sufren acoso escolar. Estas son llevadas adelante por el programa de Orientación Escolar y tienen por objetivo reforzar la reflexión sobre la convivencia saludable, el respeto a la dignidad e intimidad de las personas, reconociendo valores, creencias y opiniones diferentes.

En la oportunidad Cánepa destacó que “es fundamental que trabajemos el tema del bullying durante todo el año y cada año porque hay muchos chicos y familias que lo sufren en silencio. Nosotros necesitamos escuelas que sean lugares de aprendizaje y buena convivencia, estamos realizando acciones en cada una de las escuelas con actividades concretas que sirvan para sensibilizar y prevenir esta situación”. Con la intención de llevar adelante acciones concretas, el Ministro adelantó que “desde el ministerio, además de dar continuidad a la capacitación de los equipos directivos para fortalecer la convivencia saludable, procuramos que en cada escuela se conformen grupos de estudiantes voluntarios, docentes y preceptores, que promuevan la cultura de la convivencia dentro de los colegios. La idea es que los mismos alumnos, se involucren voluntariamente, que trabajen en la sensibilización, que ayuden a prevenir situaciones de acoso, y que acompañen a sus pares, cuando atraviesen situaciones dolorosas”.

En la ocasión el funcionario les dejó un mensaje a los alumnos: “es importante que no dejemos a nadie solo porque no hay un sentimiento peor que el de la soledad, que ayudemos a nuestros compañeros y que nos dejemos ayudar. Que entendamos que cada ser humano es único e irrepetible y que el respeto es la base de cualquier vínculo”.