Delegados de Ucrania ya están en Bielorrusia para conversar con representantes de Rusia

Los delegados que Ucrania envió a Bielorrusia para entablar hoy lunes un diálogo con representantes de Rusia ya llegaron a territorio bielorruso, informó la prensa local.


“Los delegados ucranianos ya se encuentran en el territorio de Bielorrusia, cerca del lugar en el que habrá negociación”, publicó la agencia Sputnik Bielorrusia en Telegram. “Se espera que se reúnan esta mañana con negociadores rusos”, agregó el medio, que citó “una fuente próxima a los organizadores del encuentro”. La reunión tendrá lugar en el puesto de control Alexandrovka-Vilcha, en la frontera entre Bielorrusia y Ucrania, según la agencia rusa de noticias Sputnik. Hasta ahora, sin embargo, el lugar de la cita se había mantenido en secreto. Tampoco se había informado la hora de la reunión. Un vocero bielorruso citado por Sputnik afirmó que los miembros del equipo negociador de Ucrania ya estaban dirigiéndose “al lugar de las conversaciones, a orillas del río Pripyat”. La fuente dijo que el lugar exacto de las conversaciones se mantenía en secreto por motivos de seguridad. “No se excluye que las negociaciones se pospongan, porque los ucranianos querrán dormir después del viaje, pero lo importante es que lleguen a celebrarse”, agregó. El encuentro, propuesto el sábado por Rusia, fue confirmado ayer por el gobierno ucraniano, que en principio lo había rechazado por ser Bielorrusia aliada de Moscú. Asimismo, Kiev exigió que se realizara en la frontera bielorruso-ucraniana y no en la ciudad de Gomel, como había sido propuesto inicialmente. “Los políticos acordaron que la delegación ucraniana se reunirá con la delegación rusa sin condiciones previas en la frontera entre Ucrania y Bielorrusia, cerca del río Pripyat”, anunció ayer la Presidencia de Ucrania. El mandatario ucraniano, Volodimir Zelenski, accedió al encuentro luego de que su par bielorruso, Alexandr Lukashenko, le garantizara por teléfono que Bielorrusia no se sumará a la invasión que Rusia lanzó el jueves pasado. “Lukashenko asumió la responsabilidad de garantizar que todos los aviones, helicópteros y misiles estacionados en el territorio bielorruso permanezcan en tierra durante el viaje, la reunión y el regreso de la delegación ucraniana”, agregó el gobierno de Ucrania. Ayer mismo, Ucrania denunció que habían caído en su territorio misiles disparados desde Bielorrusia.